martes, 8 de noviembre de 2016

Impactante video muestra el interrogatorio israelí a un adolescente palestino de 13 años

Publicado el 11 Noviembre 2015 Por Arabia Watch (author): Lugar(es): Jerusalén
Foto de Ahmad Manasra, de 13 años, cuando fue trasladado por guardias israelíes a una instalación cerrada, donde se encuentra detenido (fotografía: Twitter)


El vídeo, en el que se puede ver cómo se le grita repetidamente a Ahmad Manasra y acusándolo de intento de asesinato, ha provocado una fuerte respuesta por parte de los palestinos, muchos de los cuales han utilizado las redes sociales para expresar su horror ante el tratamiento al que se somete al adolescente en un duro interrogatorio. El vídeo también ha provocado la indignación de los grupos de derechos humanos que insisten en que el caso se ha politizado y las normas de derechos humanos relacionadas con el tratamiento de los menores no se están siguiendo.

Manasra fue arrestado el 12 de octubre después de su presunta participación en un ataque punzante con su primo, Hassan Manasra de 15 años, en el asentamiento judío de Pisgat Zeev en el este de Jerusalén.

Dos israelíes resultaron heridos en el ataque. Hassan fue asesinado a tiros en el lugar por la policía, con los medios de comunicación israelíes alegando que Manasra fue atropellado por un coche cuando intentaba huir.
El presidente palestino, Mahmoud Abbas más tarde causó controversia al decir que el adolescente había sido ejecutado por las fuerzas de seguridad israelíes, aunque las autoridades israelíes lo negaron rápidamente y publicaron imágenes de Manasra acostado en una cama de hospital del Centro Médico de la Universidad Hadasseh en Ein Karem, Jerusalén.

La ONG israelí Médicos por los Derechos Humanos criticó la medida en el momento, argumentando en un comunicado que la decisión del gobierno israelí de publicar fotografías de Manasra eran puramente políticas.

"El hecho es que es una foto de un menor en custodia que fue fotografiado sin la autorización de sus padres", lo cual supone una violación de las leyes de derecho de privacidad y de menores, dijo el comunicado. "Aún más preocupante es que, según se informa, las instrucciones (de publicar la foto) vinieron directamente de la oficina del ministro de Salud (Yaakov Litzman) y que la imagen en sí fue distribuida por la Oficina del Primer Ministro”.

El 30 de octubre, el tribunal de distrito de Jerusalén acusó a Manasra de dos cargos de intento de asesinato. Por ley, no puede ser encarcelado hasta que cumpla 14 años, pero la fiscalía rechazó la petición de su familia para que se mantuviera en arresto domiciliario hasta entonces, y Manasra actualmente se encuentra recluido en un centro cerrado.

En un testimonio inicial, que no se ve en el video, Manasra niega su participación, alegando que fue su primo quien apuñaló a las dos víctimas, y diciendo que odia ver sangre.

En el interrogatorio filmado posterior, que no pudo ser verificado independientemente, se ve al interrogador ejerciendo de “poli bueno, poli malo”. El primer vídeo muestra al interrogador gritando a Manasra e insultándolo, antes de hacerle preguntas sobre sus motivos para llevar a cabo el ataque.

"Yo te voy a mostrar un video que prueba que estás mintiendo. ¡Cállate!", grita el interrogador.

Manasra a continuación, trata de responder antes de ser cortado, "¡Cállate! Usted es un mentiroso! Después de que ellos fueron apuñalados, se le encontró con un cuchillo como este ", dice el interrogador, fingiendo blandir un cuchillo con la mano.

En el siguiente vídeo, el interrogador asume una actitud tranquila, incluso amable, y le dice con calma a Manasra de lo que ha sido acusado. Cuando le dice al adolescente que él mismo también ha sido acusado de ayudar al enemigo durante la guerra, la declaración confunde claramente a Manasra.

"¿Qué guerra?", pregunta el adolescente palestino, "¿Qué tengo que ver yo con una guerra?".

El siguiente video muestra al interrogador gritando nuevamente, mientras apunta a las supuestas imágenes del incidente.

El visiblemente angustiado Manasra intenta responder diciendo que él y su primo no estaban en esa calle específica, pero el interrogador le grita repetidamente.

Después, Manasra comienza a golpearse repetidamente la cara, gritando que él no puede recordar nada de ese día, mientras el interrogador continúa gritándole que debía recordar.

"No recuerdo, nada. Por el amor de Dios, creedme!", dice, "Me desperté al día siguiente, a las cuatro. Me dí un golpe en la cabeza. No me acuerdo! ¿Qué me está pasando?”.

"Todo lo que has dicho es verdad", dice el adolescente, "De acuerdo con el vídeo que me has mostrado, es cierto. Pero no me acuerdo. Eso es. Admito que lo he hecho, ¿qué más quieres de mí?”.

Leah Tsemel, abogada de Manasra, dijo que el comportamiento del interrogador que está interrogando a un menor es inadecuado. Ella ha pedido una investigación sobre el caso.

Según el derecho internacional, un niño no puede ser interrogado sin la presencia de sus padres o tutores. Según Tareq Barghouth, otro abogado de Manasra, el menor no ha estado en contacto con su familia desde el día del ataque y ha estado recluido en un centro de menores en Galilea.

Barghouth previamente dijo a los medios palestinos locales que el adolescente había sufrido abuso verbal y psicológico por parte de los funcionarios de prisiones israelíes.

"Amenazaron con matarlo, con demoler su casa, y encarcelarlo", dijo Barghouth. "Ellos escupen sobre él. Uno de los funcionarios, abrió una videoconferencia por ‘Skype’ con su novia, y ella también comenzó a insultarlo a través de Skype.

Barghouth mantiene la inocencia de Manasra, diciendo que a pesar de que llevaba un cuchillo en el día en cuestión, fue su primo Hassan quien apuñaló a los israelíes.

Tsemel también estaba considerando emprender acciones legales en contra de los medios israelíes que publicaron la imagen de Manasra.

La fecha del video se desconoce, ni está claro si alguien en el gobierno israelí es responsable de la filtración de las imágenes.

En una breve entrevista concedida por los padres de Manasra expresaron su incredulidad ante las acusaciones que recaen sobre su hijo. "Un niño de 13 años, no puede apuñalar adecuadamente", dijo su padre, "Él no tiene el físico ni la fuerza mental para hacerlo. Es todo mentira (de Israel)".

"Ojalá yo pudiera abrazarlo", dijo.

La próxima cita de Manasra en la corte está fijada para el 6 de diciembre.



Fuente: http://arabia.watch/es/sept2014/geopolitica/3173/Impactante-video-muestra-el-interrogatorio-israelí-a-un-adolescente-palestino-de-13-años.htm

1 comentario: