domingo, 11 de octubre de 2015

Hezbolá responsabiliza a Arabia Saudita de las matanzas en la región



Nasrolá: Los wahabíes de Al Saud nos mataban en el 2006

El secretario general de Hezbolá, su eminencia Sayyed Hassan Nasrolá, ha asegurado que “Arabia saudita es responsable de las matanzas en nuestra región”, y ha reiterado que “sin ignorar que nuestro principal enemigo es la entidad sionista, la amenaza wahabí es un peligro existencial”, subrayando que “en Siria hay una oportunidad para reafirmar nuestras victorias, y la vamos a aprovechar”.
"Arabia Saudita es responsable de las muertes y del caos en nuestra región. Desde su creación, al igual que (desde) la (creación) de la entidad sionista (Israel), su papel ha sido servir los intereses de los Estados Unidos", subrayó anoche Nasrolá en un discurso, según publica hoy el periódico Al Akhbar.
En sus declaraciones, realizadas con motivo de un encuentro en vísperas del comienzo del primer mes del calendario musulmán (Muharam), el líder de la Resistencia también acusó a Riad de haber luchado contra Hezbolá durante la guerra que en 2006 enfrentó a Hezbolá y al ejército israelí.

“La monarquía saudí financió la guerra de Saddam Hussein contra Irán, y la de Afganistán, Pakistán y luego en Iraq… Los servicios de inteligencia saudíes manipularon los grupos takfiríes en Iraq desde el año 2003, (Arabia Saudita) es responsable de toda la sangre derramada de todas las confesiones en ese país. Arabia saudita nos mataba durante la guerra del 2006, asimismo intentó franquear el eje de la resistencia, de Irán a Rusia a Venezuela, rebajando el precio del petróleo”, dijo Nasrolá, siempre según el Akhbar.
“Arabia Saudita manipula a Daesh y Al Qaeda en Yemen, a pesar de que estos terroristas serán un serio peligro en el futuro para Al Saud, pero están ciegos”, agregó.
Acusó a Riad de ser responsable de la horrible masacre de Mina, donde más de un millar de peregrinos fallecieron por “la mala gestión” y la negligencia de los saudíes.
“Lo que pasó es una modalidad daeshí e inhumana, dejaron a la gente varias horas en condiciones muy duras sin darles socorro, además, levantaron los cuerpos del suelo con excavadoras sin mirar si había heridos”, comentó.
"No hay que pasar por alto el hecho de que nuestro enemigo es Israel, pero la amenaza existencial en la región es el wahabismo que está tratando de extenderse por todo el mundo", agregó.
Los "takfiríes y los wahabíes no son suníes, sino una pequeña parte de la nación musulmana", añadió.
Por otra parte, Nasrolá no auguró una rápida solución para la crisis política en Líbano, que vive sin presidente del país desde el 25 de mayo de 2014, debido a una falta de acuerdo entre las distintas fuerzas políticas.
"No hay ninguna perspectiva de solución para el país debido a que todos esperan a ver cómo se desarrolla la situación en la región para decidir", dijo sobre esta cuestión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada